Es necesario intensificar y reforzar la Negociación Colectiva en Castilla y León para garantizar el poder adquisitivo de los trabajadores

13 Jul Es necesario intensificar y reforzar la Negociación Colectiva en Castilla y León para garantizar el poder adquisitivo de los trabajadores

Los datos de IPC correspondientes al mes de junio, publicados hoy por el INE, muestran una bajada de los precios en una décima respecto al mes anterior, y la tasa interanual se sitúa en el 3,4% en Castilla y León. Este dato supone una ligera moderación de los precios, aunque el nivel continúa muy elevado, determinado por el precio de la energía y las materias primas, y no por un incremento del consumo, dado que nuestra evolución económica se está viendo afectada por las políticas de ajuste que comprometen, aún más, la recuperación económica y el empleo. Decisiones como la subida reciente de tipos por parte del BCE no hace sino empeorar esta situación, además de endurecer los créditos hipotecarios. Por tanto, es necesario, más que nunca, intensificar y reforzar la Negociación Colectiva en Castilla y León para garantizar el poder adquisitivo de los trabajadores, clave en la recuperación económica.

Según los datos publicados hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE), la tasa interanual del Índice de Precios al Consumo (IPC) se situó en el mes de junio en el 3,4%, dos décimas más que la media nacional.

En este contexto, UGT Castilla y León ha abogado por intensificar y reforzar la Negociación Colectiva actual para garantizar el poder adquisitivo de los trabajadores, clave para la recuperación de la economía y el empleo. De ahí la urgencia del desbloqueo efectivo de la Negociación Colectiva y el cumplimiento de los compromisos alcanzados por los interlocutores sociales en materia salarial, prestando especial atención a las cláusulas de revisión salarial. En Castilla y León, la negociación colectiva sigue bloqueando 316 convenios que afectan a cerca de 150.000 trabajadores y trabajadoras de la región.

El Sindicato demanda una línea de actuación diferente, en consonancia con de la Confederación Europea de Sindicatos, basada en un Pacto de Solidaridad, que insista en la recaudación de impuestos, impuestos a las rentas más altas en los países en dificultades, impuestos sobre los servicios y las transacciones financieras, un uso de los fondos estructurales disponibles para las inversiones, los Eurobonos, las iniciativas de innovación en línea con la estrategia Europa 2020, así como una menor presión sobre los salarios, los servicios públicos y los sectores sociales más desfavorecidos. El camino de la recuperación debe ir acompañado de la participación activa de los sindicatos, tanto en el uso de los fondos disponibles como en las inversiones a medio y largo plazo para la creación de empleo, con el objetivo de lograr un desarrollo económico y social sostenible en Europa. No debemos olvidar que en nuestro país es urgente una reforma fiscal de carácter integral, que pase por la recuperación del impuesto de patrimonio, la revisión de la fiscalidad de las SICAV y de las rentas más altas, y por un impuesto a las transacciones financieras, impuestos que contribuyan a salir de la difícil situación por la que atraviesa la economía española.

Así las cosas, desde UGT consideramos que la subida de los tipos de interés por parte del Banco Central Europeo del pasado 7 de julio, en un cuarto de punto, hasta el 1,5%, y la posibilidad de nuevas subidas esta año, no hace sino empeorar las condiciones de acceso al crédito para familias y empresas, una de las principales causas del estancamiento de nuestra economía, y endurecer los créditos hipotecarios referenciados al Euribor.

Los grupos que han tenido una mayor influencia en la moderación de la tasa interanual son los siguientes: hoteles, cafes y restaurantes (0,6%), ocio y cultura (0,4%), otros (0,2%) y menaje y medicina( 0,1%), mientras que los precios no variaron en alimentos y bebidas no alcohólicas, comunicaciones y enseñanza. Ba anual del –0,8%, dos décimas menos de la de mayo; y Vestido y calzado, que sitúa su tasa anual en el 0,4%, una décima menos que el mes anterior.