Los trabajadores de la Sanidad Privada de Valladolid se han concentrado el 25 de junio

26 Jun Los trabajadores de la Sanidad Privada de Valladolid se han concentrado el 25 de junio

El Convenio Colectivo del sector, cuya vigencia finalizó el 31 de diciembre de 2005, se ha prorrogado anualmente ante la negativa de la patronal a entrar en una negociación para redactar un nuevo Convenio, mientras que el representante de esta patronal, APROSAPRIVA, argumenta que no tiene capacidad para cerrar acuerdos de ningún tipo.

Hasta este año se había conseguido, no sin gran resistencia por su parte, que el salario anual se incrementara en el mismo porcentaje que el IPC. Pero en 2009 ya no han querido aceptar ni ese porcentaje y su única oferta consiste en rebajar el salario a sus trabajadores a cambio de mantener puestos de trabajo, estabilidad en el empleo que seguramente tampoco cumplirá visto el bagaje histórico de esta patronal.

Las cerca de 3.000 familias que en Valladolid dependen de este Convenio ven recortada su capacidad adquisitiva, a la vez que se enfrentan a condiciones de trabajo cada vez peores, toda vez que se han recortado derechos contemplados en el texto del convenio, como son los días de libre disposición, que han sido denegados en alguna ocasión o concedidos obligando posteriormente a devolverlos.

Igualmente grave es que la Gerencia de Áreas de Sacyl de Valladolid no intervenga en el asunto y permita que el dinero público que se inyecta desde la Administración se destine únicamente a incrementar los beneficios de unas empresas que se niegan a retribuir adecuadamente a sus trabajadores, en detrimento indudable de la calidad que se ofrece a los usuarios, últimos paganos de este desmedido interés lucrativo.