Ni brotes verdes ni rebrote de la actividad económica

29 Abr Ni brotes verdes ni rebrote de la actividad económica

Según la Encuesta de Población Activa (EPA), el número de parados en Castilla y León aumentó en el primer trimestre de 2014 en 6.600 personas lo que eleva la cifra hasta los 257.400. Si bien en cómputo anual en la Comunidad se han registrado 9.500 parados menos en el último año, también se ha reducido el número de activo en 15.500 y el segmento de “población de 16 años y más” en 21.400 habitantes menos. UGT Castilla y León sigue insistiendo en la necesidad de retirar la reforma laboral y de aplicar políticas que abandonen la austeridad letal a la que nos están abocando, medidas que no sean mera retórica, una reorientación de las políticas para crear empleo, el desarrollo de planes de inversión en infraestructuras y planes de choque para jóvenes y parados de larga duración. Porque consideramos que es posible una economía más competitiva pero también más justa y solidaria, con un crecimiento moderado de los salarios para relanzar el consumo y la actividad. 

Los datos EPA del primer trimestre de 2014 reflejan el estado de inanición en el que se encuentra la economía de Castilla y León al constatar un incremento del desempleo en el primer trimestre de 2014 de 6.600 personas así como una destrucción de 7.500 empleo y una pérdida de 6.800 activos.

Si bien en datos interanuales en la Comunidad ha habido un descenso del número de parados, también lo ha habido en población (-21.400), en activos (-15.500) y en ocupados (-6.000).

Con estos datos, en UGT Castilla y León no vemos brotes verdes, ni rebrote de la actividad económica ni del consumo interno.
Seguimos insistiendo en al necesidad de retirar urgentemente la reforma laboral porque nos está llevando a una situación de precariedad laboral y ha puesto en manos de los empresarios toda una serie de resortes que están utilizando de manera torticera para disponer de mano de obra barata y precaria.

Para el Sindicato son necesarias políticas que abandonen la austeridad letal a la que nos están abocando, medidas que no sean mera retórica y que pasen por una reorientación de las políticas para crear empleo, el desarrollo de planes de inversión en infraestructuras y planes de choque para jóvenes y parados de larga duración.

Desde UGT Castilla y León consideramos que es posible una economía más competitiva, pero también más justa y solidaria, con un crecimiento moderado de los salarios para relanzar el consumo y la actividad.