Desempleados: Cerca de 4.000 más en el mes de Mayo

02 Jun Desempleados: Cerca de 4.000 más en el mes de Mayo

Desempleados y ralentización de la destrucción empleo

3.938 trabajadores han pasado a las listas de desempleo en Castilla y León. Los datos de paro correspondientes al mes de mayo, publicados hoy, revelan la ralentización del ritmo de destrucción de empleo debido a la reactivación por la deshibernación de los sectores productivos, sobre todo construcción e industria, y el comienzo de la desescalada. Hay que tener en cuenta la significación y la evolución sobre el informe en los próximos meses, cuando se deje de haber una cobertura en materia de ERTE.

De cada el 91% de los contratos son temporales y sólo 5,3 de cada 100 son indefinidos a jornada completa. Unos datos que, para UGT Castilla y León, demuestran la fragilidad de nuestro mercado laboral, exhibiendo un modelo de precariedad altamente flexible, capaz de destruir empleo de manera masiva en un espacio breve de tiempo.
Entendemos desde UGT Castilla León que hay que priorizar la protección de los trabajadores de la fuerza mayor como la incorporación paulatina en la desescalada en las fases de los sectores durante el año 2020 y puede ser un año que aún permita soportar el empleo.

Todos unidos en el Diálogo Social

Pero estos datos muestran también la necesidad de extender las medidas de protección social, las prestaciones por desempleo y los ERTE, para lo cual será necesario dotar de recursos a los Servicios Públicos de Empleo.
Para ello necesitamos que tanto la Administración Autonómica como la estatal y la patronal ,CEOE, CEPYME y CECALE, junto con los sindicatos, fijemos un diálogo social totalmente constructivo y proteccionista tanto para las empresas, trabajadores y sociedad sin utilizar las herramientas de la reforma laboral del 2012 y se siga manteniendo este diálogo que en estos 2 meses ha protegido el empleo y a esta salida de COVID19 tanto para nuestra comunidad autónoma, como para nuestro país.

Sobre las cifras

Respecto a contratos y a la cobertura de desempleados, recordar que sólo llega hasta el mes de abril por lo que aún no recoge todo el impacto del Covid. Pero ya se nota en este mes la mayor cobertura de las prestaciones a los trabajadores en ERTE (alrededor de 100.000).
Por otra parte, desde mitad de marzo la contratación se redujo un 25% respecto al mismo mes del año anterior; en abril fue un 66% menor que en abril de 2019 y en mayo también ha sido un 62% inferior a la de mayo del año pasado. En total el impacto del Covid en Castilla y León en la contratación ha sido de 120.000 contratos menos en estos dos meses y medio que en el mismo periodo de 2019.
El dato de paro registrado sigue siendo muy malo, pero se recorta la caída respecto a abril, de hecho hay CC.AA. donde el paro se ha reducido por la reactivación económica -principalmente la construcción y, en menor medida, la agricultura y la industria-: Andalucía, Aragón, Castilla-La Mancha, Extremadura, Galicia, Murcia y La Rioja.
Castilla y León está entre las regiones donde el paro registrado ha subido más en mayo. Destacan sobre todo las provincias de Burgos, Segovia y Soria. Y sólo Ávila está con mejores datos que la media nacional. Desde que comenzó el Covid hay 26.569 parados más en Castilla y León y la tasa de paro supera el 15%.
Por otra parte, los datos de los ERTE nos indican que hay casi 34.000 presentados en Castilla y León que afectan a más de 196.000 trabajadores, recordar que estos trabajadores no entran en las cifras del paro registrado. Aproximadamente 1/3 ya se ha reincorporado a sus puestos de trabajo aunque no todos a la totalidad de su jornada.

La “reactivación económica”

Esa idea de reactivación económica -aunque todavía parcial- también se corrobora con el número medio de afiliados en alta laboral en mayo que sube en 446. Apreciamos que en mayo en Castilla y León, la destrucción registrada en marzo y abril se ha detenido. En cualquier caso se puede decir que la pérdida de empleo supera claramente los 35.000 trabajadores en Castilla y León por el impacto del Covid-19. Los empleos que se han perdido son mayoritariamente temporales, alrededor de tres cuartas partes. Aún así se han perdido cerca de 5.000 empleos indefinidos y 2.000 autónomos.

El total de trabajadores afectados, de una u otra manera (pérdida de empleo, ERTE, cese de actividad de autónomos, pérdida de contratación respecto a una situación normal…) ronda los 400.000 en Castilla y León, es decir, alrededor de un 45% de la población activa. En España serían algo más de 7 millones y medio de trabajadores afectados.

Valoración positiva del Ingreso Mínimo Vital

De igual forma, el sindicato valora la aprobación del ingreso mínimo vital, como instrumento absolutamente esencial para dar cobertura a las necesidades de las personas que se encuentran fuera del sistema de protección, y dotar así de los recursos necesarios para vivir a las familias que peor lo han pasado por el coronavirus.

Aunque es fundamental dotar esta medida de recursos humanos y materiales para asegurar el éxito de la reinserción laboral de una medida que con tanta insistencia hemos reclamado.

Por eso, UGT exige al Gobierno que dote esta medida una estrategia de reinserción laboral, de orientadores especializados y suficientes, itinerarios de formación específicos para conseguir la mayor empleabilidad a corto plazo, y medidas de asesoramiento a las personas, para que el tránsito de vuelta al mundo del trabajo sea una realidad.