Manuel Carlos Martín ha reclamado “la incentivación de actividades de alto valor añadido” para no perder el tren del cambio productivo

29 Jul Manuel Carlos Martín ha reclamado “la incentivación de actividades de alto valor añadido” para no perder el tren del cambio productivo

Los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) correspondientes al segundo trimestre de 2021 pueden suponer el inicio del despegue, pero debemos estar alerta y continuar en esta línea de ocupación. En Castilla y León, ha aumentado la cifra de parados respecto al primer trimestre de 2021 en 10.000 personas, aunque el número de personas en paro se mantiene en relación al último trimestre.

Los datos EPA siguen poniendo el foco en la volatilidad del empleo

El secretario de Administración de UGTCyL, Manuel Carlos Martín Iglesias, ha señalado, tras conocer los datos, que “la reactivación de la economía está en función de la evolución de la pandemia, con el fin del estado de alarma y el éxito de la vacunación, a lo que hay que añadir el efecto estacional derivado del comienzo de la temporada de verano” y que afecta a sectores muy volátiles en el empleo: hostelería, comercio y, en general, el sector servicios, caracterizado por unas condiciones laborales de alta temporalidad y parcialidad. “El sector servicios, debido a la naturaleza de las actividades económicas que engloba, ha sido el mayor perjudicado durante la pandemia, frente a la industria o la construcción que, aunque también se han visto afectados, lo han sido en menor medida”, ha indicado.

En este sentido, ha manifestado que “estamos perdiendo el tren del cambio productivo y el último vagón pasa por incentivar actividades de alto valor añadido” lo que debe llevarse a cabo con el esfuerzo de la Comunidad Autónoma y el apoyo tanto del Estado como de la Unión Europea. Al mismo tiempo ha hecho referencia a “la importancia que tiene el introducir en nuestro ordenamiento laboral un mecanismo estructural de ajuste del empleo como son los ERTE para que, durante los períodos de crisis, dejen de producirse los tradicionales vaivenes en el empleo” que han caracterizado a nuestra economía.

Igualdad y justicia social

Desde el sindicato se asegura que lo que ahora toca es afrontar la recuperación económica bajo unos parámetros de igualdad y justicia social, para lo que es necesario, apuntan, “derogar las reformas laborales” y optar por políticas que incentiven la calidad del empleo, cambiando el mercado laboral actual por otro con empleo de calidad, estable y con salarios dignos.

En este sentido, Martín Iglesias ha manifestado que “es crucial la normalización de la situación salarial de las personas trabajadoras” y para lograrlo ha hecho hincapié en dos herramientas, el Salario Mínimo Interprofesional y el Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva (AENC). Respecto al SMI, el responsable sindical ha manifestado que “es necesario aprobar su aumento en 2021 porque ya no se puede seguir demorando más”; y en relación al AENC ha hecho hincapié en que “es sumamente importante que se negocie el V AENC, con vigencia plurianual, que permita adaptar la negociación colectiva y el crecimiento del empleo a las circunstancias de las empresas, como ha venido sucediendo con los anteriores, concluyó.

Share