PARO. Derogar la reforma laboral para terminar con la hiperprecarización

04 Jun PARO. Derogar la reforma laboral para terminar con la hiperprecarización

El paro ha bajado en Castilla y León en mayo en 4.682 personas (-3,23% respecto al mes anterior). La cifra total de personas en situación de desempleo se sitúa en 140.411 en nuestra Comunidad. Así lo indican los datos publicados hoy por los Servicios Públicos de Empleo. El descenso se debe al empuje de las actividades de hostelería y de los sectores relacionados con el turismo. Son empleos temporales con una alta rotación en el empleo.

Aun así, la reducción en Castilla y León es la menor experimentada en un mes de mayo en los últimos siete años, es decir, desde que comenzó la recuperación. Desde UGTCyL percibimos una desaceleración en la creación de empleo desde el verano de 2016; desaceleración mucho más intensa en nuestra región que en el conjunto de España. Con 140.000 parados aún tenemos cerca de 35.000 desempleados más que en mayo de 2007, antes de la Gran Recesión.

Contratación doblemente precaria

En cuanto a la contratación, los datos correspondientes a 2019 indican la misma tendencia de los últimos años: la elevadísima y creciente precariedad registrada desde 2012.

Con los datos definitivos del periodo 2012-2018 se observa que:

  • El 92,2% de los contratos registrados fueron temporales frente al 88,1% de 2007.
  • Además un 39,2% fueron a tiempo parcial, mientras que en 2007 lo fue un 27,1%.

Esta doble precarización (temporal y a tiempo parcial) ha crecido exponencialmente durante la crisis, sobre todo como consecuencia de la reforma laboral. Los contratos más precarios suponían en 2007 algo menos del 25% del total, desde 2012 representan un 36,3%. Destacando que esos porcentajes son mucho mayores entre los jóvenes y las mujeres.

La profundidad de la hiperprecarización se constata, básicamente, teniendo en cuenta que la duración de los contratos es brevísima:

Más del 42% de los registrados entre 2012-2018 duraban días (no llegaban al mes y la mayor parte ni a una semana). En 2007 solo alcanzaron un 28%.

Si bien es cierto que este proceso se produce en toda España, no lo es menos que su intensidad es mucho mayor en Castilla y León.

Mercado dual e inseguridad laboral

Contratos temporales, a tiempo parcial y que duran horas o días son cada vez más frecuentes en nuestro mercado laboral. Esto supone un incremento tanto de la dualidad dentro del mismo, como de sueldos misérrimos e inseguridad laboral absoluta. Esta situación aboca a los trabajadores al umbral de la pobreza.

Y pese a que en los dos últimos años la temporalidad está disminuyendo, la tendencia de años previos se mantiene en 2019. Esto indica una mayor precarización laboral en la Comunidad que en el conjunto del país:

  • Tenemos un mayor porcentaje de temporales.
  • Un mayor porcentaje de contratos de escasísima duración (días u horas).
  • Un mayor porcentaje también de contratos doblemente precarios (temporales y a tiempo parcial).

Esto explicaría el hecho de que la recaudación por cotizaciones sociales en CyL siga creciendo mucho más lentamente que en España, incluso aumentando el empleo.

Derogación urgente de la reforma laboral

UGTCyL reclama la urgente derogación de la reforma laboral y exige un plan de choque por el empleo. Más empleo de calidad, para combatir el desempleo estructural y la precariedad laboral, deben ser objetivos prioritarios del nuevo Gobierno que se constituya en esta legislatura.

Valoración de Raúl Santa Eufemia, secretario de Política Sindical, Industrial y Empleo de UGT Castilla y León