UGT Castilla y León apuesta por políticas que estimulen el crecimiento económico y la inversión productiva

02 Jun UGT Castilla y León apuesta por políticas que estimulen el crecimiento económico y la inversión productiva

Según los datos correspondientes al mes de mayo de 2010 publicados hoy por el Servicio Público de Empleo, el paro se ha reducido en Castilla y León en 1.505 personas respecto a abril, lo que sitúa la cifra de desempleados en 196.246 personas. En cifras interanuales el incremento del paro ha sido de 26.315 personas.

La variación relativa con respecto al mes de abril supone un descenso del paro en Castilla y León del 0,76%, por debajo del descenso nacional que se ha situado en el 1,84%. En datos interanuales Castilla y León tiene un 15,49% más de parados que hace una año frente al 12,32% de España.

Por provincias, Ávila, Segovia y Soria son tres de las cinco provincias a nivel nacional que se encuentran por encima del 20% en tasa de desempleo interanual.

Por grupos de edades, el desempleo interanual entre los menores de 25 años se ha incrementado en un 13,81% mientras que la media nacional se sitúa en el 3,13%.

En cuanto al colectivo de Sin Empleo Anterior, donde se encuentran mayoritariamente los jóvenes menores de 25 años, en Castilla y León representa el 12,76% de los parados de la región, frente al 8,23% a nivel nacional, estando por tanto los jóvenes de nuestra región a más de 4 puntos, de la media nacional, para encontrar trabajo.

En cuanto a los contratos realizados en el mes de mayo en Castilla y León en comparación con mayo 2009, se ha reducido la contratación indefinida en -3,70% frente a un incremento del 8,42% en los contratos temporales.

Este descenso por segundo mes consecutivo demuestra que los cambios en los niveles de desempleo no dependen de la regulación laboral, sino de la actividad económica. En este sentido, UGT Castilla y León considera que, frente a la políticas de recorte que se están llevando a cabo y que van a retardar la salida de la crisis, son necesarias otro tipo de políticas, orientadas a estimular el crecimiento económico y la inversión productiva.

Respecto al mercado de trabajo hay que actuar mejorándolo, no devaluándolo. Por lo tanto, es necesario establecer medidas orientadas a mejorar la formación, cualificación y adecuación a las necesidades productivas.

Asimismo hay que incentivar la contratación de aquellos colectivos con mayores dificultades de inserción en el mercado laboral (especialmente jóvenes y parados de larga duración). Al mismo tiempo urge una reforma financiera que dote de liquidez al sistema y permita a las familias y a las empresas acceder al crédito.

Frente a la urgencia y a la señalada necesidad de acometer una reforma laboral, conviene destacar que esta reforma no resolverá el problema del desempleo, que tiene su origen en el mercado productivo, carente de salidas ante la falta de demanda.

Para UGT Castilla y León, la reformas que recortan el gasto social, las pensiones, la inversión productiva y los salarios de los empleados públicos (educación, sanidad…) en el cambio del modelo productivo son injustas y contraproducentes, ya que el efecto inmediato se refleja en un recorte del crecimiento económico lo que se traslada inmediatamente al mercado de trabajo, de forma que se retrasará aún más la creación de empleo y la reducción de las tasas de desempleo.

Para el Sindicato, las políticas que han de llevarse a cabo deben orientarse a la recuperación de la actividad económica, al estímulo a la inversión productiva, con el objetivo último de alcanzar nuevamente  una senda de crecimiento, pero un crecimiento sostenido, perdurable y que aporte una mejora de la calidad.

Noticias Relacionadas